¿Tengo que poner neumáticos de invierno?

Como ingeniero de carreras, te puedo asegurar que todo lo que concierne al neumático es más relevante que el coche en sí.
Para hacerlo fácil. ¿Te has dado cuenta que en las competiciones, sobre todo cuanto más nivel tienen y sobre todo en circuito cerrado, sólo usan un proveedor de neumáticos? Y es que si una marca tiene un compuesto mejor que otra, ya puedes dar por perdida tu temporada, como estés en el lado “malo”. Estamos hablando de segundos de diferencia en un deporte que se mide en milésimas.

Y en el caso de que sólo haya un proveedor. Igualmente, el que mejor “entiende” los neumáticos y aplica las presiones, caídas y alineación correcta, va a tener una ventaja significativa sobre el resto de los competidores. Otro ejemplo. Sólo el desgaste por vuelta (cada 4-5km) representa una pérdida de 0,1s por vuelta. Esto quiere decir, que al cabo de 5 vueltas, estaremos perdiendo ¡medio segundo!
Ya no hablemos de condiciones en lluvia.
¿Y qué tiene que ver esto con los neumáticos de invierno?
Pues mucho porque nos está diciendo que pequeños cambios generan grandes variaciones ¿Qué pasará cuando esos cambios en vez de ser pequeños son extremos?

Nos situamos en un Albacete, que es un ejemplo bastante representativo para toda la meseta, es decir más del 75% del territorio Español peninsular.
En verano la temperatura puede rondar entre los 20 grados por la noche (con suerte) y los 40 por el día. La temperatura del asfalto puede estar a unos 65º perfectamente.

Nogaro (Francia) en JUNIO

Para adaptarse a estos factores, los neumáticos de verano, para evitar un desgate excesivo, tienen un compuesto extremadamente duro para que no se consuman en unos pocos cientos de kilómetros. Están diseñados para el verano (Obvio)
Cuando llega el invierno, aunque no nieve, en nuestro Albacete hay días que apenas levantará uno o dos grados durante el día y definitivamente, la noche es bajo cero. (desde Noviembre a Marzo, casi 5 meses de 12 que tiene el año) ¿Qué les pasa a nuestros neumáticos de verano? Que son piedras. Voy a ilustrarte con un experimento que puedes realizar usando un chicle.

Cómete uno,  Y cuando esté en ese momento que tu boca está llena de sabor y la textura es suave (el chicle está pensado para que la goma sea estable entre 30 y 35º) y te invita a mascar, bebe un vaso de agua con hielo. ¿Cómo se queda el chicle? Como una piedra y te costará rescatar esa misma textura, por no decir que se quedará más duro que al principio.
De manera, que resumiendo, estás viendo de una manera lógica cómo tus ruedas de verano, han perdido la mayoría de sus cualidades a temperaturas bajas respecto a las que se han diseñado. Pero claro ¿Cuál es el punto en el que hay que empezar a preocuparse? Pues es más alto de lo que puedas esperar: 7º
Si, amigo lector, a partir de 7º hacia abajo, llevamos unas bonitas ruedas de verano como si fuesen de madera. Y es que a partir de esa temperatura pierden sus propiedades de manera drástica, MUY drástica.

Y aquí es dónde entrarían los neumáticos de invierno. Ese gran desconocido. Y respondiendo la pregunta inicial, SI, mientras que la temperatura no levante de esos 7º en el momento de usar el coche, SI que deberías poner esos neumáticos.
Y no te guíes por si ha hecho un día fantástico y el rato de sol ha marcado 11º. Recuerda que al trabajo vas a las 7, es de noche y hay 3º y cuando vuelves a casa a las 6, es de noche de nuevo y hay 5º.
¿Y qué peculiaridades tiene el neumático de invierno?¿Qué indicadores de desgaste tiene?¿Cuáles son sus presiones?¿Qué mantenimiento?¿Hay que hacerle rodaje? Y más preguntas…Pues esto, amigo, lo veremos en otro artículo, porque el tema da para mucho.

Daniel García-Carpintero Lucío

About Daniel García-Carpintero Lucío

Daniel comienza su contacto con el mundo del motor trabajando a los 16 años en el mundo del karting. Durante la carrera de Ingeniería Técnica forma parte del equipo para la Ecoshell marathon. Su proyecto final de carrera es el diseño y contrucción de un buggy. Terminada este primer periodo de formación, pasa a trabajar en la F3, para posteriormente formar parte de Truck Navarra Competición, equipo participante en el Campeonato de Europa de Camiones, donde en 2011 consiguen convertirse en el primer equipo privado en ganar una carrera. En 2012 gana el campeonato Británico con Summerfield TruckSport y actualmente milita en Reinert Racing, equipo que en 2013 terminó 9º en el Campeonato de Europa, habiendo obtenido podiums. En 2015 acabó 6º en el campeonato y 3º por equipos, ganando en Hungaroring y culminando con 2 victorias en Le Mans. En 2016, ganó el Campeonato de Europa de Camiones por Equipos. En pilotos, el compañero de equipo Jochen Hahn fue 1º, y los dos pilotos que tutelaba, René Reinert y Steffi Halm, quedaron 3º y 4ª.

Deja un comentario